ImprimirImprimirCompartir
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en twitter

Microsílice

Nuestra microsílice es un componente clave en hormigones de alto rendimiento, hormigón proyectado, lechadas para pozos de petróleo y otros productos de reparación de carácter cementoso

¿Qué es la Microsílice?

La microsílice también conocido como humo de sílice es un producto inorgánico, amorfo, que consiste en esferas muy pequeñas recogidas en nuestros sistemas de filtración durante la producción del ferrosilicio y silicio metal en los hornos de arco eléctrico.

Sus características y condiciones para garantizar la calidad óptima se establecen en la norma UNE - EN 13263 Estándar, secciones 1 y 2. Este material está sujeto a la marca СE.

¿Qué mejoras proporciona al usarse?

Dada su alta finura y carácter puzolánico, la microsílice es altamente reactiva a Ca(OH). Esta reactividad da a los productos donde se utiliza una mayor homogeneidad y reduce la porosidad y permeabilidad. Como resultado, es posible obtener hormigón y morteros más densos.

El hormigón de Alto Rendimiento que contiene microsílice mejora en gran medida su durabilidad, ofrece una mayor dureza, aumento de la resistencia a la abrasión, la corrosión y los productos químicos; y la eficiencia de costes del ciclo de vida. Puentes en autopistas, estacionamientos, estructuras marinas y superposiciones de tableros de puentes están sujetos a constante deterioro causado por corrosión del corrugado, abrasión y ataque químico. La microsílice protegerá el hormigón contra sales de deshielo, el agua de mar y la abrasión del tráfico rodado. La actividad de la corrosión y el deterioro del corrugado del hormigón son virtualmente eliminados y se minimiza en gran medida los costes de mantenimiento.

¿Dónde debe usarse?

La aplicación más importante es en la preparación de hormigón de alto rendimiento y morteros, ya que la adición controlada de microsílice resulta en resistencias de más de 1.000 kg/cm², mejora de la impermeabilidad de los agentes externos y la protección de los refuerzos.

El hormigón de alta resistencia mejorado con microsílice proporciona a los arquitectos e ingenieros una mayor flexibilidad de diseño. Este tipo de hormigón se utiliza en obras de gran escala, tales como puentes, viaductos, puertos, rascacielos, plataformas marinas, etc.

Otras aplicaciones de creciente interés son la producción de fibrocemento, teja de hormigón, paneles de yeso y cemento, refractarios, lechadas de pozos de petróleo y productos de reparación de cemento.

ImprimirImprimirCompartir
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en twitter

Este sitio emplea cookies. Al continuar navegando por el sitio usted está aceptando nuestra política de cookies que se puede encontrar aquí